Inicio » Tratamientos » Sedación Consciente

Sedación Consciente

Mayor comodidad en su tratamiento dental

El 2 de marzo de 2020, ORTOPÓVOA estableció una asociación exclusiva con SedaCare – Sedación en odontología.

Con el uso de equipos de alta fidelidad para la infusión intravenosa continua de medicamentos y con un monitoreo permanente de los signos vitales, SedaCare puede, a través de su equipo de anestesistas y enfermeras experimentadas, inducir un grado de sedación que puede variar de leve a moderado, comúnmente conocido como “sedación consciente”, según la necesidad del dentista y la comodidad del paciente.

Además de aprovechar los efectos sedantes de las drogas, la gran mayoría de los pacientes no recuerda el procedimiento, lo que, en el caso de los pacientes traumatizados, también termina ayudándoles a superar sus miedos y fobias para que, en el futuro, no es necesario recurrir a la sedación para nuevos tratamientos.

Ya sea por necesidad o por simple comodidad, la sedación consciente es a menudo la solución buscada para proporcionar tratamiento a nuestros pacientes. Consciente de este hecho, ORTOPÓVOA quería proporcionar a sus pacientes esta tecnología de confort clínico.

SedaCare

"La sedación consciente es una técnica con condiciones de seguridad perfectas, que permite reducir miedo, ansiedad e incluso el reflejo de vómito que muchos pacientes sienten durante las citas dentales".

¿Qué es la sedación consciente?

La sedación consciente es un grado de sedación en el que el paciente está durmiendo, manteniendo solo algunos de los reflejos más elementales, como la respiración espontánea y el reflejo de la tos.

Esta sedación puede ser inducida de varias maneras y puede aplicarse tanto a adultos como a niños.

Para inducir la sedación consciente, SedaCare utiliza medicamentos de los laboratorios nacionales e internacionales más reconocidos, para garantizar la mejor calidad y seguridad a sus pacientes.

La inducción de la droga sedante es controlada por equipos especializados, así como los signos vitales son monitoreados permanentemente por profesionales de SedaCare a través de un monitor desfibrilador de alta fidelidad.

A lo largo del procedimiento, los pacientes podrán oscilar entre un sueño profundo o un sueño ligero, dependiendo de la comodidad del paciente y la necesidad de colaboración del dentista.

Este tipo de sedación es una técnica segura, cuando la practican equipos especializados como SedaCare, lo que reduce el miedo, la ansiedad e incluso el reflejo de vómito presentado por varios pacientes durante las consultas de odontología.

Esta técnica es ampliamente utilizada en otras áreas de la medicina, como la gastroenterología para realizar colonoscopias con sedación, siendo solo diferente en duración.

¿Quién puede disfrutar de la sedación consciente?

Todos pueden disfrutar de los beneficios de la sedación consciente, desde niños hasta adultos, ya sea por miedo o fobia al tratamiento dental, o simplemente porque no quieren pasar por la incomodidad de un procedimiento dental a largo plazo.

Para muchas personas, el solo hecho de tener que sentarse y pararse en la silla de un dentista durante varias horas puede ser un factor de incomodidad y estrés. Para estas personas, la sedación consciente transformará todas esas molestias en un sueño tranquilo y reparador.

Todavía hay algunas personas cuya expectativa simple de someterse a un procedimiento dental (y el dolor asociado) es, en sí mismo, un desencadenante de ansiedad. Esta expectativa y el estrés generado pueden, por sí mismos, interferir o incluso prevenir los tratamientos dentales que tanto necesitan. Estas son las personas que más se benefician de la posibilidad de sedación consciente que ORTOPÓVOA ahora ofrece, ya que estas personas comenzarán a poder disfrutar de los tratamientos dentales que tanto necesitan y que están privados de sus miedos y fobias.

Finalmente, los niños que tienen dificultades para colaborar con el dentista durante los tratamientos, ya sea por el simple hecho de tener que permanecer callados durante largos períodos de tiempo o por el miedo infundido por los sonidos producidos por el equipo, también se beneficiarán especialmente de esta nueva técnica. En el caso de los niños, no existe una edad mínima definida para la sedación consciente, sino varios criterios como la edad, el peso y la altura, por lo que cada caso se evaluará individualmente.

¿Es un método seguro?

Sí, cuando lo realizan profesionales especializados.

Por esta razón, SedaCare siempre cuenta con un doctor anestesiólogo y una enfermera con amplia experiencia en este tipo de procedimientos en su equipo, que siempre están acompañados por todo el equipo necesario para el desempeño correcto y seguro de la técnica, así como todos los materiales y medicamentos necesarios para una situación de emergencia.

Solo entonces se puede decir que es un procedimiento seguro.

¿Cuáles son las limitaciones de la sedación consciente?

Se puede evitar que algunas personas con patología subyacente realicen sedación consciente.

Por esta razón, todos los pacientes deben responder un cuestionario pre anestésico, que es evaluado y validado por el anestesista asignado al procedimiento.

En casos raros, las personas con patología cardíaca, patología tiroidea (u otras) pueden tener que realizar algunas pruebas adicionales.

¿Cómo puedo beneficiarme de un tratamiento dental con sedación consciente en Ortopóvoa?

En el momento de la cita que informa sobre el tratamiento de rehabilitación oral, el paciente puede solicitar información sobre el presupuesto y la posibilidad de utilizar este procedimiento durante su tratamiento dental.

¿Cuáles son las principales características de la sedación consciente?

Efecto rápido

El efecto de los medicamentos puede variar ligeramente de una persona a otra y, como regla general, el efecto de los medicamentos comienza a sentirse después de 2 a 3 minutos después de su administración.

Seguro y Controlable

El anestesiólogo y la enfermera presentes en el procedimiento con el equipo adecuado controlan la dosis del medicamento para encontrar el equilibrio perfecto entre el efecto deseado y la seguridad del paciente.

Recuperación rápida

La recuperación de este tipo de sedación puede variar de una persona a otra, y generalmente se considera que el paciente está completamente despierto aproximadamente 30 minutos después de terminar el tratamiento. Sin embargo, en algunos casos, la recuperación puede tardar un poco más, dependiendo de varios factores, como la duración del procedimiento, la edad del paciente o los medicamentos utilizados, por lo que es aconsejable que, justo después del tratamiento, el paciente evite trabajar o realizar otras tarefas potencialmente peligrosas.

Tiene pocos efectos secundarios

Algunas personas permanecen somnolientas durante algunas horas y es posible que sea necesario controlarlas en las horas posteriores al procedimiento.

Más simple que la anestesia general

Es un procedimiento fácil, seguro y de bajo riesgo para el paciente.